La tendencia creciente de la obesidad infantil se puede revertir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

Declaración de ISA en apoyo del Día Mundial de la Obesidad 2016 “Acabando con la obesidad infantil”

Celebrado por segunda vez desde su lanzamiento oficial por parte de la Federación Mundial para la Obesidad el pasado año, El Día Mundial de la Obesidad pretende promover y apoyar acciones prácticas que ayuden a las personas a lograr y mantener un peso saludable y revertir la crisis global de obesidad. Con la prevalencia de la obesidad en bebés, niños y adolescentes creciendo en todo el mundo, el tema de este año en el Día Mundial de la Obesidad es ‘Acabando con la Obesidad Infantil – actuar hoy para un futuro más saludable’.

La Asociación Internacional de Edulcorantes (“International Sweeteners Association” – ISA) apoya a la Federación Mundial para la Obesidad en el Día Mundial de la Obesidad de este año para mejorar el nivel de concienciación acerca de la necesidad de actuar ahora para detener el aumento de la obesidad infantil.

Los porcentajes de obesidad en niños continúa aumentando en todo el mundo a pesar del “estancamiento” observado en algunos países.

Es probable que la obesidad impacte negativamente sobre la salud y la calidad de vida inmediata y a largo plazo del niño. Aunque los niveles se están estancando en algunos países y regiones, las cifras absolutas para la obesidad infantil continúan aumentando, en especial en los países de rentas bajas y medias. Más de 223 millones de niños escolarizados de todo el mundo son obesos o tienen sobrepeso, y se espera que esta cifra se incremente hasta 268 millones en 2025, salvo que actuemos ahora.

Obesidad infantil: ¡actuar ahora para un futuro más saludable!

Para hacer frente a la obesidad infantil, organizaciones como la Organización Mundial de la Salud (OMS) han sugerido una serie de acciones recomendadas. (1) La promoción de alimentaciones saludables y la actividad física en niños son ciertamente dos de las más importantes estrategias para detener las crecientes tendencias de la obesidad infantil. (1) Además, la Federación Mundial para la Obesidad ha subrayado la importancia del papel de los gobiernos, los servicios locales y de salud en un documento que realiza una llamada a la acción.(2)

Asimismo el papel de la familia en el control de la obesidad infantil ha sido reconocido por numerosas organizaciones como crucial. Al implicar a toda la familia y centrarse en cambios graduales en la actividad física y los hábitos alimentarios, cada miembro individual de la familia aprende hábitos saludables. ¡La obesidad en los niños se puede prevenir o revertir! Sólo requiere pasos pequeños pero fundamentales en la vida cotidiana como una alimentación más inteligente y más saludable, realizar ejercicio regularmente, participar en actividades menos sedentarias e incluso dormir mejor.

Pequeñas modificaciones y cambios inteligentes pueden ayudar en el control de la obesidad infantil

Para lograr un peso corporal saludable todas las personas deben prestar atención a sus elecciones de alimentos y bebidas en su alimentación cotidiana y controlar la ingesta de calorías en combinación con un incremento de su actividad física. La realización de pequeñas modificaciones, mejores elecciones y cambios inteligentes como sustituir el azúcar por edulcorantes bajos en calorías en alimentos y bebidas puede ayudar a las personas a controlar su peso de manera más eficiente al limitar su ingesta de energía. (3)

Por ejemplo, al sustituir alimentos y bebidas endulzados con azúcar por otros con edulcorantes bajos en calorías, las personas pueden reducir su ingesta de calorías y controlar mejor su peso sin el sentimiento de privarse del sabor dulce. (4) Realmente, en una serie de estudios el uso de edulcorantes bajos en calorías se ha asociado a una ingesta global de energía inferior y a una reducción del consumo de alimentos y bebidas de sabor dulce. Esto sugiere que los edulcorantes bajos en calorías pueden ayudar a saciar el deseo por lo dulce, tanto en adultos como en niños, y no promueven realmente el deseo por lo dulce. (5)

Siendo firme creyente en el poder de la concienciación en la prevención de cuestiones sanitarias importantes, la Asociación Internacional de Edulcorantes (ISA) se enorgullece de apoyar a la Federación Mundial para la Obesidad en su gran esfuerzo frente a la obesidad infantil y se compromete a ser un estrecho colaborador en iniciativas similares.

Si desea saber más acerca del papel de los edulcorantes bajos en calorías en la obesidad, el control y la gestión del peso, y también sobre su uso durante el embarazo y la infancia se puede descargar nuestras fichas técnicas actualizadas sobre estos temas aquí.

También puede resultar interesante ver la entrevista de video recientemente publicada con el Dr. John Sievenpiper que habla acerca de la obesidad y sus causas, así como sobre el papel de los edulcorantes bajos en calorías en la prevención y el control de la obesidad.